Un climatizador evaporativo ya sea portatil o fijo evaporativa ha mostrado contar con numerosos beneficios tanto para la salud, como para el ahorro energético, etc. Posee una gran capacidad de climatizar espacios tan ostentoso como industrias o granjas. Pero este tipo de climatización no está únicamente hecho para infraestructuras de gran tamaño, sino que también puedes contar con los beneficio de estos en tu casa gracias a los climatizadores portátiles.

Aunque puedan tener un aspecto parecido a los aires acondicionados, tienen funcionamientos diferentes, aunque ambos buscan el mismo fin que es refrigerar el ambiente. Eso sí, como hemos mostrados en otras entradas del blog, la climatización evaporativa cuenta con grandes ventajas frente al aire acondicionado y otros sistemas de climatización.

¿Cómo funcionan los climatizadores evaporativos portátiles?

La función que tienen los climatizadores evaporativos es refrigerar un espacio. Esto se consigue gracias al uso de agua para enfriar el aire de la estancia. Existen climatizadores para colocarlos en el exterior y otros, que pueden ser portátiles, en el interior. Estos últimos son muy cómodos, ya que son manejables y los podemos adaptar a las necesidades de cada momento.

Para una buena climatización realizada por los aparatos portátiles, es recomendable utilizarlos en habitaciones donde las ventanas y las ventanas estén abiertas. De esta manera, el aire se renueva y no se acumula la humedad. Si se ventila antes de utilizar los climatizadores evaporativos, serán más eficientes. Cuanta menos humedad hay en el ambiente, es posible reducir en mayor cantidad la temperatura en la habitación. Para que el proceso de climatización se lleve a cabo correctamente, el depósito de agua debe estar lleno, ya que como se ha mencionado anteriormente, el aire se refrigera utilizando agua.

Los climatizadores evaporativos no son aire acondicionados aunque tengan una apariencia similar. Los climatizadores llevan a cabo su refrigeración gracias a la evaporación, como su nombre indica. Esto se traduce en que enfrían la temperatura del aire a través del agua. Esto se debe a que el agua que contiene el depósito de agua incorporado en el climatizador también goza de hielo. Lo ocurre pues, es que el aire de la estancia es captado por el climatizador evaporativo, este aire va a un filtro húmedo que lo transforma en aire fresco. Una vez que el aire es fresco vuelve a ser expulsado a la habitación a través de un ventilador.

Ventajas del climatizador evaporativo portátil

Son múltiples las ventajas de este sistema de climatización. Aunque no es muy conocido por el consumidor medio, presenta unos grandes beneficios frente a otros sistemas de climatización más comunes.

Al ser portátil, presenta una gran facilidad de manejo. De esta manera, no requiere una gran instalación del sistema, ni obras. Tan solo es llegar y colocarlo en un lugar de la habitación donde no moleste mucho. Además, el precio del climatizador evaporativo portátil es menor al de un aire acondicionado. También el gasto energético es inferior al de un aire acondicionado. Pueden llegar a ahorrar hasta un 80% de energía respecto sistema de climatización nombrado anteriormente. Según el modelo de climatizador evaporativo portátil, el consumo de energía está entre los 60 y 180 vatios. Por lo tanto, no solo es de un precio menor a la hora de comprarlo, sino que a la larga también se ahorra económicamente, ya que se paga menos consumo energético.

La climatización evaporativa también se compromete con el medioambiente y no utiliza gases refrigerantes. Además, estos sistemas hacen que el ambiente mantenga la humedad adecuada en la estancia. Y no solo eso, sino que elimina la electricidad estática, por lo que hará librarnos de los garrampazos que nos damos con otros personas. Pero lo más importante es que renueva el aire de una manera fresca y limpia.

¿Qué criterios utilizo para elegir un climatizador evaporativo portátil?

Para utilizar climatizadores evaporativos en hogares particulares, es aconsejable en casas que tengan un clima seco y caliente. En caso de utilizar un climatizador evaporativo en lugares húmedos, hay que ventilar constantemente las habitaciones para que el sistema pueda funcionar adecuadamente, así se evitan las condensaciones de humedad y el climatizador enfría de nuevo el aire. Además, con la ventilación se expulsa el aire caliente de la estancia.

En climas secos, los climatizadores evaporativos son capaces de descender la temperatura de 10ºC a 12ºC. En cambio, en climas húmedos, solo puede bajar la temperatura entre 5ºC y 7ºC. De esta manera, cuanto más seco es la estancia, más efectivo es el climatizador evaporativo.

El clima del lugar no es el único criterio que hay que seguir a la hora de elegir un climatizador evaporativo. También es si el climatizador se va a encontrar en el interior o en el exterior. Si el fin es climatizar un exterior, es necesario un climatizador evaporativo con gran potencia, además de contar con una alargadera para poder enchufarlo. En cambio, si el climatizador va a estar en un interior, es suficiente con uno que tenga una potencia de entre 100 o 150 w.

En Efitronic contamos con los mejores especialistas que te aconsejarán según tus necesidades. Solo tienes que contactar con nosotros.

Recent Posts

Leave a Comment